08/10/2021

Cascadas en la Mariña Lucense: Fervenzas mágicas que deberías visitar

Disfrutar de una ruta natural privilegiada es posible gracias a las muchas cascadas situadas en la provincia de Lugo
Cascadas en la Mariña Lucense: Fervenzas mágicas que deberías visitar

Un viaje por A Mariña Lucense es una oportunidad para explorar una tierra repleta de magia y paisajes idílicos. Se trata de un recorrido repleto de historias, enclaves únicos y, por supuesto, una deliciosa gastronomía variada y que aprovecha al máximo el producto que la propia naturaleza ofrece. Por ello, es sumamente importante tomarse su tiempo para poder conocer esos rincones inolvidables y, para los amantes de la naturaleza, disfrutar de las magníficas vistas que las fervenzas en Lugo pueden ofrecer.

Con intención de que puedas conocer esas “fervenzas” o cascadas, increíbles caídas de agua que nos sorprenden con perspectivas únicas e inolvidables, vamos a destacar algunos de esos secretos que se ocultan en A Mariña. Maravillas presentes en la zona norte de Lugo y que, en caso de estar organizando un viaje por la zona, debes incluir en tu ruta.

Cascada de Guilán

Situada en el ayuntamiento de Xove, el recorrido para llegar hasta ella nos presenta una ruta de senderismo repleta de zonas forestales con alguna zona empedrada. Si bien la dificultad para llegar a la cascada no es muy elevada, son algunas pequeñas elevaciones las que complican el camino. Pero, en caso de ir solos o con niños, nos propone uno de los parajes naturales más espectaculares.

Pozo da Ferida

Situada entre los municipios de Xove y Viveiro, se presenta como un enclave natural al que no acude mucha gente, por lo que presenta un gran encanto y, más aún, un perfecto entorno natural. Lo más llamativo de esta preciosa cascada es como desemboca en una poza circular que incluso presenta su propia leyenda. Una historia en la que se menciona que una mujer cayó a ella con un manojo de vegetales para hacer estiércol, lo que da una razón al particular color de sus aguas.

Pozo Lexoso

Os contamos que en Ribadeo hay grandes destinos que descubrir y, entre estos, se presenta la fervenza de Pozo Lexoso, también conocido como Pozo Mouro. Si bien la cascada no es de una gran elevación, si presenta una gran anchura y presencia al caer el agua contra la roca, forzando así un pozo. Además de poder disfrutar de la belleza de la caída del agua, su entorno rodeado de flora y fauna lo convierten como un destino único.

Cascada en Río Xestosa

Presente en el camino entre Muras y Ourol, se encuentra este precioso rincón natural. La cascada tiene aproximadamente una caída de 20 metros que destaca, sobre todo, por su belleza y maravillosa perspectiva. Este destino se merece tomar un breve instante para disfrutar del sonido del agua al caer y de la paz que aporta su entorno.

Cascada del Paseo dos Namorados

Con una dificultad muy baja, se nos presenta un destino perfecto para visitar con niños en la zona de Cervo. Se trata en sí de una cascada presente en una ruta muy corta de senderismo que está acompañada del Río Xunco y una gran variedad de vegetación. Y aunque se trata de una cascada artificial, tanto su extensión como situación la convierten en un destino llamativo y perfecto para pasar un agradable momento con esas personas especiales para nosotros.

Fervenza do Escouridal

Dividiendo los concellos de Alfoz y O Valadouro se encuentra esta maravilla natural. Después de todo, es considerada una de las cascadas más altas de Galicia. Lo mejor es que para poder visitarla no hace falta ser un experto senderista, sino que está presente en una ruta muy sencilla de realizar y que se presenta como un destino perfecto para disfrutar en familia. Sus imponentes 80 metros de altura incluyen espectaculares saltos de agua que crean una imagen bella y única

Fervenza Salto do Coro

Dirigiendo nuestra atención a Mondoñedo, nos encontramos con una cascada presente en un precioso bosque y cuya ruta siempre estará acompañada del sonido del río. Para acceder a la cascada hay que subir unas escaleras de piedra, pero sin duda es un pequeño gesto que merece la pena puesto que las vistas que presentan son una auténtica maravilla.

Santo Estevo do Ermo

Muchos consideran esta ruta como algo mágico y no es de extrañar. Después de todo, discurre a través del bosque autóctono del concello de Barreiros y nos guía a un espectáculo natural presentado por la Cascada de San Estevo do Ermo. Por supuesto, llama la atención comprobar que apenas tiene unos 15 metros de caída sobre la roca y, sin embargo, se trata de una imponente vista que pocos se quieren perder.

Noticias destacadas

El combinado español, una vez más, tendrá esencia naranja

Tres jugadoras del mejor club femenino del mundo acudieron al espacio de la Televisión de Galicia.

El presidente, Alberto Núñez Feijoo, recibió a Julio Delgado, Peque, Lara y Ale de Paz, junto a Manuel Blanco.