25/10/2021

#Pioneras: Ada Hegerberg, referente en la igualdad de género en el fútbol

A pesar de ser una jugadora muy joven, no ha dejado de luchar nunca por la igualdad y la no discriminación.
#Pioneras: Ada Hegerberg, referente en la igualdad de género en el fútbol

Pasan los años y la lucha por la igualdad en el deporte sigue estando muy presente. Esta batalla cuenta con grandes pioneras que no han tenido miedo a la hora de luchar contra todo tipo de obstáculos para cumplir su sueño de jugar o, incluso, para buscar un reconocimiento en deportes que, hasta entonces, se consideraban “de hombres”. Sin embargo, estas pioneras no solo se encuentran en el pasado, sino que hay grandes referentes en la actualidad, como es el caso de Ada Hegerberg (Molde, 10 de julio de 1995), la primera jugadora en ganar un Balón de Oro.

Primeros años de Ada en el fútbol

Se trata de una jugadora de gran talento que nació en la ciudad de Molde (Noruega) antes de pasar su infancia en Sunndalsøra. Fue aquí donde conoció su pasión por el fútbol, empezando a jugar en categorías inferiores del Sunndal Fotball junto con su hermana mayor, Andrine Hegerberg, quien también es jugadora profesional. Y ambas estuvieron juntas incluso en el Kolbotn Fotball tras mudarse con apenas 12 y 14 años.

Cuando Ada cumplió 15 años, mostró su gran talento al debutar en el primer equipo de Kolbotn en la máxima categoría de fútbol femenino noruego (Toppserien). En este ocupaba la demarcación de delantera centro, logrando muy pronto destacar por sus grandes cualidades goleadoras. Fue apenas un año más tarde, en 2011, cuando se convirtió en la mujer más joven en lograr marcar un hat trick en la liga nacional. No solo eso, sino que en este mismo año consiguió ser la máxima artillera del equipo al alcanzar doce tantos en 20 partidos.

A comienzos de la temporada 2012, las hermanas fueron contratadas por el Stabæk IF, donde tomaron un papel destacado dentro de la alineación titular. Ada logró mejorar los registros que tenía hasta ahora al alcanzar los 22 goles en la liga, tres por debajo de Isabell Herlovsen. Pero este no fue su gran logro, sino que además consiguió un gran reconocimiento al lograr marcar tres goles en la final de la Copa de Noruega.

Una vez más, ya dentro del mercado invernal de 2013, las hermanas se fueron a un equipo juntas. Esta vez el FFC Turbine Potsdam de la Bundesliga Femenina. Ya en su primer partido logró asombrar al mundo al marcar gol al Sport-Club Friburgo. Sin embargo, su mayor logro y por el que todavía a día de hoy sigue recibiendo un gran reconocimiento fue por conseguir guiar al equipo hasta finalizar como subcampeón tanto en liga como en copa alemana. De hecho, con este llegó a debutar en la Liga de Campeones Femenina, donde quedaron eliminados por el VFL Wolfsburgo.

Llegada al Olympique de Lyon y ganadora del Balón de Oro

Fue en 2014 cuando su camino profesional se unió al Olympique de Lyon, equipo con el que sigue jugando en la actualidad. Esa misma temporada el equipo logró cifras únicas con 22 tantos en 26 partidos e incluso la obtención de un doblete de la División 1 (donde lograron ganar todos los partidos) y la Copa de Francia. Pero no solo tuvo victorias como equipo, sino que a título individual logró ser galardonada con el Balón de Oro de la Federación Noruega a la mejor futbolista nacional, un premio que, hasta entonces, solo se había entregado a los hombres.

Sus registros fueron mejorando hasta el punto de que en la temporada 2015-16 consiguió un triplete junto a su equipo (Liga, Copa y Champions) y ella, a título individual, consiguió convertirse en la máxima goleadora con 33 tantos en Liga y 54 en todas las competiciones, siendo su triunfo más destacado en la Liga de Campeones Femenina de la UEFA. En ese momento fue reconocida como mejor jugadora europea de la UEFA.

En la temporada 2016-17, tras convertirse en delantera de referencia para el equipo, logró una vez más revalidar el triplete donde su victoria en la Liga de Campeones fue contra el Paris Saint-Germain. Si esto no parece suficiente, en la edición de 2017-18 logró repetir el triplete venciendo al Wolfsburgo en la final donde se situó como la máxima artillera con 15 tantos.

Fue en 2018 cuando vivió un episodio de sabor agridulce. Esto se debe a que, al ser galardonada con el Balón de Oro en categoría femenina, convirtiéndose en la primera mujer en conseguirlo, una pregunta de uno de los presentadores la hizo pelear con mayor pasión por la igualdad y la no discriminación de las mujeres en este deporte. De hecho, fue cuando comenzó a luchar con mayor intensidad para mostrar la importancia de este reconocimiento para el desarrollo del fútbol femenino. 

Desde entonces ha dejado con espectaculares participaciones con el Lyon, equipo con el que sigue jugando. En 2018-19 destacó en la final de la Liga de Campeones al jugar contra el FC Barcelona pues, durante la primera media hora de partido marcó un hat-trick. Una gran jugada que fue decisiva. 

Su retirada de la selección nacional de fútbol Noruega

Muchos reconocen el nombre de Ada por haber formado parte de la Selección de fútbol de Noruega entre los años 2011 y 2017. Tuvo un papel muy importante en la selección ya que se situó con 38 goles en 66 partidos diputados. Sin embargo, pese a su gran papel en este, hasta el punto de estar nominada como mejor jugadora debutante, tomó la decisión de retirarse en 2017.

Esta decisión vino impulsada por una disputa de la jugadora con la Federación Noruega de Fútbol ante la desigualdad de género en este deporte. La deportista reclamó la igualdad de oportunidad y mejoras a nivel competitivo, logístico y personal ya que considera que las autoridades no actúan del mismo modo según el sexo. Y a pesar de que sí logró que la NFF respondiese con una equiparación salarial entre selecciones masculina y femenina, esto no fue suficiente para Ada puesto que afirmaba que el problema no es el dinero, sino que ella busca poder garantizar la igualdad de oportunidades a todas aquellas mujeres que quieren practicar este deporte.

Noticias destacadas

El combinado español, una vez más, tendrá esencia naranja

Tres jugadoras del mejor club femenino del mundo acudieron al espacio de la Televisión de Galicia.

El presidente, Alberto Núñez Feijoo, recibió a Julio Delgado, Peque, Lara y Ale de Paz, junto a Manuel Blanco.